Estudiante de Ingeniería en Sistemas. Hondureño. Editor en Jefe de Smart Universe... O algo así.

En una reunión que contó con la presencia de varios medios como BuzzFeed, Daring Fireball, TechCrunch y Mashable, Apple manifestó que su compromiso con el Mac Pro sigue vigente. De hecho, reveló los planes que tiene para la gama profesional, que comprende tanto al Mac Pro como al iMac.

Tal y como afirma Daring Fireball, Apple está trabajando en la siguiente generación del Mac Pro, y lo está haciendo desde cero. También se sabe que seguirá el esquema modular y que las piezas, incluido el procesador y la GPU, podrán ser cambiadas por el usuario. Apple confirmó también que está trabajando en pantallas propias para esta máquina, bajo el sello propio y sin depender de terceros.

La compañía de Cupertino también ha afirmado que está trabajando para lanzar nuevos iMac “este año”. Con especial énfasis en modelos pensados para sectores profesionales amplios. El anuncio es especialmente relevante dado que muchos usuarios llevan esperando actualizaciones de hardware de los modelos más potentes desde hace varios años. Sin ir más lejos, el Mac Pro batió hace poco los 1.200 días sin recibir una actualización significativa.

Son buenas noticias, peeero (nunca falta un pero)…la mala es que hay que esperar. El lanzamiento de un iMac renovado está asegurado para este año, presumiblemente durante el WWDC o en octubre. El Mac Pro, sin embargo, verá la luz el próximo año. No son para nada buenas noticias, pero es bueno saber que Apple se preocupa por satisfacer a sus clientes más exigentes, los del campo profesional.

Para aplacar un poco la situación, Apple ha realizado una mini-actualización de componentes en la generación actual del Mac Pro. Quedan de la siguiente manera:

  • Modelo con Intel Xeon E5 de seis núcleos y dos GPU AMD FirePro D500.
  • Modelo con Intel Xeon E5 de ocho núcleos y dos GPU AMD FirePro D700.

El precio de cada modelo parte de 2,999 dólares y 3,999 dólares respectivamente. Como añadido, el Mac Pro cuenta con configuraciones a medida en las que se puede aumentar hasta 12 el número de núcleos, un máximo de 64GB de RAM y 1TB de almacenamiento SSD. El precio de un equipo completo (con ratón y teclado) supera los 10.000 euros.

No es gran cosa, pero por lo menos nos hace pensar que este equipo no está abandonado, y es algo con lo que se puede alimentar las esperanzas de sus usuarios. Pero sabiendo que vienen novedades muy buenas, los que se pueden permitir esperar, lo harán.

Apple ha reconocido ante este grupo de periodistas y comunicadores que su intención era aplacar a los usuarios más profesionales de la compañía. En concreto, Phil Schiller ha dicho sobre las dudas de este tipo de usuarios y el compromiso de Apple con el Mac:

Es una pregunta razonable y es la razón de la que estemos hoy aquí, para responder a esta pregunta sobre cualquier otra. Estamos comprometidos con el Mac, tenemos a personas con gran talento en el Mac, tanto en hardware como en software, tenemos grandes productos planeados para el futuro y allí hasta donde llega nuestro horizonte, el Mac es un componente vital de los productos entregados por Apple, incluyendo a nuestros usuarios profesionales.

Esta entrevista puede leerse como que Apple quiere recuperar el interés y la atención de los usuarios más exigentes. Hacerles ver que hay novedades con respecto al Mac Pro y el iMac, pero que van a tener que esperar a recibirlas. Con ella, la compañía ha roto una norma no escrita sobre no hablar de productos que no se van a poder entregar de forma inminente.

Apple ha decidido comunicar a este sector sus planes, sin dar datos concretos más allá de la pequeña actualización de la línea actual del Mac Pro. Según John Gruber, algo ha debido ir muy mal en el diseño del Mac Pro actual y Apple ha tardado en reaccionar con la velocidad adecuada. En cualquier caso, son buenas noticias. El Mac Pro vive.